Un programa utiliza a los caballos como terapia

La Asociación de Zooterapia de Extremadura, integrada por profesionales del caballo, de la salud y de la educación, va iniciar en Badajoz la próxima semana un programa de terapias ecuestres para personas con discapacidad. Estos días se están haciendo todos los preparativos en el centro, situado en el picadero El Cachito, en las Casas Aisladas de Valdebótoa, a unos 15 kilómetros de Badajoz. En principio las sesiones serán martes y jueves por la tarde y la ampliación dependerá de la demanda.

La fisioterapeuta María Dolores Apolo, miembro de esta asociación, explica que el programa se basa en actividades que se realizan con y sobre el caballo, pues no consiste solo en montar. Se pueden beneficiar personas con problemas físicos, psíquicos o sociales. Se ofrecen distintas modalidades de tratamiento. Está la hipoterapia, que aprovecha el movimiento del caballo y lo que se pretende es dar una sensación de movimiento a personas que sufren esta limitación. Se trabaja con el equilibrio, el desequilibrio y las direcciones, sin que el afectado lleve control ni mando sobre el caballo, que va con un jinete. Otra modalidad es la equitación terapéutica, que utiliza todos los elementos de la equitación, desde el trabajo pie a tierra de la limpieza del caballo o preparación para montar, con los que se buscan objetivos educacionales, de atención o de responsabilidad.

Los beneficiarios pueden ser personas con una alteración en el tono, en la coordinación, en el equilibrio y en el movimiento, derivados de parálisis cerebral, esclerosis múltiple, espina bífida o distrofias musculares. Entre las deficiencias psíquicas, el síndrome de Down, autismo y todo lo que conlleve retraso psicomotor. Aunque aun no han empezado a trabajar en el campo social, tienen pruebas de sus buenos efectos en problemas de reinserción social o toxicomanías.

Van a trabajar con dos caballos. Los únicos requisito que deben cumplir sus animales son buen carácter y forma física.

Fuente: El Periódico de Extremadura

No comments yet.

Deja un comentario